Aquí puedes encontrar lo que tengo, lo que pienso y lo que soy. Es mi pequeño desastre y tú, desde este instante, tienes la oportunidad de rebuscar en él. Tu opinión es la que más me interesa, así que déjame oírla. Todos los textos de este blog me pertenecen, así que sé original y hazlo mejor que yo.
·································································· Twitter ·················· Youtube ················· Tumblr ················· Flickr ··········································································

Carteros que se perdieron

martes, 7 de abril de 2015

Piel de huracán

Podría hablaros de ella

Nunca supe su nombre
pero sé que algún día
se lo pondrán
al huracán
que transforme en polvo
media América

Podría hablaros de él

Él era el primero 
en la lista de supervivientes
al desastre
el primero en construir
un refugio
entre tanto caos
y atreverse a llamarlo “hogar”

ella no tardaría en reducir
aquel amor 
inocente y tímido
sincero y torpe
a escombros

Podría hablaros de él

Él también quiso salvarla
la tomó de la mano
fuerte, fuerte,
como si fuera una niña
y prometió no soltarla
hasta que el vendaval remitiese
hasta que todo pasara

no se daba cuenta de que miraba directamente a los ojos de la tormenta
de que él era su siguiente víctima y villano
su daño más colateral
su pérdida más irreparable

pero qué podían hacer ellos
si sus mareas eran impredecibles 
si ella se atrevía a desafiar
a la misma luna
como si no le debiera nada

y qué podía hacer ella 
si sus salvavidas
se hundían en la oscuridad abisal
por su propio peso

(Un ancla no le sirve de nada
a quien se está ahogando)


6 comentarios:

  1. que bonita entrada ,que bonito blog.
    te sigo, me sigues?
    un beso
    http://gusanitosvoladores.blogspot.com

    ResponderEliminar
  2. ¿Qué tendrán las putas tormentas? Yo tampoco lo sé.

    Tan tú como siempre.
    Y la verdad es que no me sale mucho que decir. A veces uno mismo es capaz de decírselo todo, supongo.
    Pero, ¿sabes? estoy segura de que vendrá una América hecha a la medida de tanta fuerza, una América a la que ese huracán tendrá que soportar.

    Nunca te sientas mal por ser un puto huracán... intensa. Eso es Vivir. Sentir. Sentirse viva. Y sentir esto es mejor que ahogarse en la puta nada. Vive, y sigue dándome estos pedacitos de vida, que yo te espero en la mía.

    Lutz.

    ResponderEliminar
  3. Precioso.
    A veces las relaciones son así de difíciles, pero lo importante es resistir.
    Un poema increíble, como lo son todos.

    ResponderEliminar
  4. Y ojalá nunca deje de ser ese huracán capaz de arrasar con todo simplemente por seguir su inconformismo y manera de latir, pero ojalá también se sienta acompañada entre tanto vuelo, ya que al fin y al cabo, todas alas necesitan esas raíces donde cuidarse.. y las tuyas se merecen las mejores.


    Daw, de verdad, lo que tú haces con las palabras es verdaderamente muy hermoso.

    ResponderEliminar
  5. Me encantó, acabo de descubrirte y me subscribo :3
    Espero seguir leyéndote pronto, no dejes ésto que parece ser lo tuyo! Un beso:* isabelrgmz♥

    http://thiswildliffe.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  6. Qué triste es pensar la de gente que hay ahogándose y que lo único que se les lance sean anclas. Más salvavidas, por favor. ¿Dónde están esas personas salvavidas?

    Yaiza.

    ResponderEliminar

Cualquier cosa que digas, lo que te ha producido esta entrada, si te ha gustado, si tienes alguna crítica constructiva que aportar, si te has sentido identificado...¡cualquier cosa! Será bien recibida, y me sacará una sonrisa que te hayas molestado en dejarme un comentario. ¡Muchísimas gracias pequeño soñador!

PD: Respondo a los comentarios en tu blog, así que no te preocupes que tan rápido como me sea posible te contestaré pasándome por tu rincón.